Así enfrenta la coyuntura Alquería



Alquería por más de 60 años ha venido construyendo la esencia de una empresa B y el compromiso ha sido trabajar para lograr un sólido balance entre lo financiero, ambiental y social. Durante la coyuntura no ha sido la excepción y ha vivido diferentes retos.

Bogotá, julio 2020-. En los últimos meses, Alquería ha venido realizando un trabajo riguroso que les permite seguir trabajando enfocados en tres frentes: cuidar a su gente, seguir alimentando a Colombia y asegurar la sostenibilidad de la compañía. Así, siguen abasteciendo a más de 160 mil tenderos y recogiendo la leche de 13 mil ganaderos, operando los 21 centros de acopio y las 7 plantas de producción a nivel nacional.

Uno de sus mayores retos ha sido entender cómo el consumidor ha cambiado en términos de nuevas necesidades, preocupaciones, sentimientos y emociones, para poder ser un aliado ante esta nueva realidad con respuestas coherentes y aliadas al propósito de marca, su misión en medio de la pandemia ha sido garantizar la disponibilidad de todos los productos para aportar a la nutrición y salud de los consumidores.


También han trabajado en la nutrición de los colombianos, apoyando la labor que desarrolla la Asociación de Banco de Alimentos (ABACO) con la donación de producto Alquería. En efecto, durante un año, se han comprometido a entregar 10 millones de vasos de salud para la población en situación de vulnerabilidad y durante la coyuntura han donado 3 millones de vasos de producto.

Han venido trabajando los protocolos de bioseguridad dentro de la compañía aislando a los trabajadores con patologías base, ajustando el transporte de 40 a 15 personas por vehículo, estableciendo medidas de distanciamiento de 2 metros entre las personas, implementando modalidades de teletrabajo para más de 1000 colaboradores desde el 12 de marzo y haciendo seguimiento de la salud de sus colaboradores por medio de encuestas diarias de salud.

Simultáneamente han fortalecido estándares de cuidado como lavado de manos permanente, dotación de gel, uso obligatorio de tapabocas, pruebas diagnósticas PCR y toma de temperatura. De igual manera, han aplicado todos los protocolos necesarios en toda la cadena de valor, desde el acopio, la recolección de la leche con todas las normas de higiene y asepsia, hasta llegar a la planta.

Internamente Alquería ha hecho diferentes campañas de comunicación para sus colaboradores, que han logrado concientizar aún más la importancia del cuidado en esta época de pandemia tanto en el ambiente laboral como en el social.

El sector lácteo debe ser visto como una parte relevante en la etapa que viene, como un eje para el desarrollo sostenible del país. La leche siempre ha sido el insumo más importante para un desarrollo sano y fuerte en los niños y, asimismo, un producto con un inmenso aporte nutricional para adultos mayores. Por ello, ahora más que nunca, es indispensable consumir aquellos productos que garanticen estas propiedades.

Es por eso que Alquería tiene el gran reto de estar aún más presentes y cercanos, no solo a los consumidores sino a toda la cadena de valor: ganaderos, colaboradores y tenderos. De esta manera, siguen operando en esta coyuntura, apoyando a los más de 12 mil productores que los acompañan día a día con la leche y alimentando a millones de familias colombianas.