Lo que hará Alquería con los US$ 20 millones que le aportará la CFI



Ente del Banco Mundial financiará parte de plan de expansión de la firma, que vale US$ 69 millones.

La compañía Productos Naturales de la Sabana (Alquería) inició un plan, por 69 millones de dólares, para financiar deuda y respaldar su expansión prevista al 2021.

De ese monto, se conoció que la Corporación Financiera Internacional (CFI), filial de Banco Mundial, aportará a Alquería 20 millones de dólares en capital fresco. El organismo multilateral es socio de la compañía desde el 2010, cuando desembolsó 5 millones de dólares y se hizo al 4,4 por ciento de la propiedad de la compañía.

Ese mismo año además le facilitó a Alquería recursos de crédito por 15 millones de dólares.

Entre los planes de expansión de Alquería, firma afiliada a AmCham Colombia, están la concreción de las sinergias con su subordinada Freskaleche, en el departamento de Santander y en asuntos relacionados como distribución, acceso a leche fresca, transporte, administración y desarrollo de marcas.

Adicionalmente, para alcanzar una mayor penetración de mercado en la costa atlántica y en zona Pacífico, la compañía adelantará nuevos esfuerzos de comercialización de productos.

Alquería también prevé elevar la participación en el segmento de yogur apalancada en la reciente adquisición del control de la firma Danone Alquería (Dasa). Además, producirá distintas variedades de yogurt, jugos 100 por ciento a base de frutas y bebidas de almendras.

Igualmente, adelantará un proyecto de desarrollo de proveedores, enfocado en aumentar la productividad de pequeños ganaderos y agricultores. Los recursos también se usarán para un plan de acción de gobierno corporativo y profesionalizar aún más el manejo de la compañía.

Hoy, Alquería es la tercera empresa láctea más grande de Colombia con 4.100 trabajadores y una facturación anual cercana al billón de pesos. La empresa procesa la leche y sus derivados en una a través de una gama de productos como UHT, entera, deslactosada, en polvo y baja en grasa y descremada.

Fuente: El Tiempo