AmCham Colombia, Cámara de Comercio Colombo Americana

Crece optimismo de comerciantes



Con la esperanza de que la economía comience a dinamizarse, el comercio organizado mira con mejores ojos a 2018, luego de un año para olvidar.

Luego de un año en el que las ventas se vieron afectadas entre otras cosas por el aumento del IVA, la Federación Nacional de Comerciantes, Fenalco, dice que hay factores que invitan al optimismo en este año que tiene en recorrido la celebración de elecciones parlamentarias y a presidente de la República en el país.

Luego de un año en el que las ventas se vieron afectadas entre otras cosas por el aumento del IVA de tres puntos contemplado en la reforma tributaria que entró hace un año en vigencia y la caída en la confianza de los consumidores, que cerró el 2017 en terreno negativo, aunque con perspectivas a la mejoría.

Para la Federación Nacional de Comerciantes, Fenalco, hay factores que invitan al optimismo en este año que tiene en recorrido la celebración de elecciones parlamentarias y a presidente de la República en el país.

El presidente de Fenalco, Guillermo Botero Nieto dice que dentro de los factores que llevan a que los comerciantes sean más optimistas en 2018 se destacan la manifestación ahora sí de los mecanismos de transmisión de la política monetaria en forma de menores tasas de interés, se espera un tipo de cambio estable, la confianza de los consumidores debe mejorar luego de la “negra noche” del 2017 y, la actividad edificadora tendrá una mayor dinámica en razón a la reducción en los intereses hipotecarios y al efecto de los programas de vivienda del Gobierno.

Al referirse sobre el impacto que puedan tener los comicios en la actividad comercial, Botero al referirse, dijo que esta situación poco tiene que ver con el comercio y con la cantidad de las ventas. El problema es el desempeño de la economía.

“Hemos tenido años electorales muy buenos porque la economía anda bien y años muy malos porque marcha mal. Es solo cuestión de la economía, no de la política”, asegura el dirigente.

Botero ha sido uno de los críticos más fuertes de la política económica del Gobierno, y ha reiterado que es necesario bajar más la tasa de usura con el fin de estimular el consumo que durante el último año estuvo muy bajo a raíz de una tasa de interés altas y que cuando comenzaron a bajar no lo hicieron a la velocidad esperada por los usuarios del crédito.

Según el reporte de los comerciantes en 2017 el principal problema para el sector fue la “situación económica, social y política”, que se interpreta cómo la desconfianza que se percibió a lo largo del año entre consumidores y empresarios.

Al ser preguntado sobre cómo fue el año para el comercio, dijo que fue peor que 1999 cuando se presentó el ‘efecto Tequila’ y 2008 cuando se presentó la crisis hipotecaria en Estados Unidos.

Según Botero, “se espera que en 2018 se disipe en parte el nublado clima de los negocios y que mejoren las ventas. Por cierto, en Fenalco se preguntó a los comerciantes por el aumento esperado en sus ventas nominales en 2018: el 32% confía en aumentarlas más de 10%, el 38% entre un 5 y 10% y el 30% restante espera aumentarlas máximo un 5%.

Uno de los puntos a favor en el desarrollo de la actividad comercial en 2018 es el comportamiento de la inflación y la tasa de cambio no “trasnocharon” a los comerciantes el año pasado. Esperamos que en 2018 se disipe en parte el nublado clima de los negocios y que mejoren las ventas.

Fuente: El nuevo siglo