627 niños y niñas del municipio de Bello se beneficiaron de jornada de voluntariado



Gracias a la labor en conjunto de P&G, Hábitat para la Humanidad y United Way Dividendo por Colombia, se lograron mejorar las instalaciones del instituto educativo Carlos Pérez Mejía, y se realizaron actividades para promover los hábitos de vida saludable.

Bello, Antioquia, abril de 2019. Continuando con sus esfuerzos de Ciudadanía Corporativa, específicamente con impactar las comunidades donde opera, voluntarios de Procter & Gamble (P&G), junto con Hábitat para la Humanidad y United Way – Dividendo por Colombia, se unieron para mejorar la calidad educativa de 620 niños y niñas, de entre 5 y 11 años, del instituto Carlos Pérez Mejía sede XXIII, ubicado en el municipio de Bello, Antioquia.

 

Cerca de 40 voluntarios se reunieron el pasado sábado, 6 de abril, a realizar mejoras tanto a la fachada interior como la exterior del colegio y la construcción de un jardín vertical. Asimismo, se desarrolló una actividad lúdica y pedagógica con 25 niños del instituto, de entre 5 y 6 años, sobre hábitos de vida saludable basado en los lineamientos del modelo Nacer Aprendiendo, creados por United Way, gracias a Procter & Gamble, en donde se enseñaron hábitos para una vida saludable en entornos seguros, a través del juego.

 

Adicional a lo anterior, los voluntarios llevaron a cabo una dinámica en la que enseñaron a los niños, de una forma lúdica y divertida, cómo lavarse las manos de forma adecuada para convertirlo en un hábito. Esto, dentro del objetivo de prevenir enfermedades o riesgos para la salud.

 

“Estamos comprometidos con impactar positivamente a la comunidad, brindar un mejor día a las familias colombianas y, sobre todo, con aportar a los niños y niñas del país para que tengan un mejor presente y futuro con entornos educativos aptos para su completo desarrollo”, explica Sandra Leyva, Gerente de la planta de producción de P&G en Medellín.

 

Desde hace varios años, United Way – Dividendo por Colombia – y P&G han trabajado en conjunto para mejorar la calidad educativa del país en aspectos como la disminución de la tasa de deserción escolar, la motivación de los docentes y los resultados del aprendizaje a lo largo de la vida.

 

Claudia Aparicio, Directora Ejecutiva de United Way – Dividendo por Colombia, indica que “los voluntariados son un aporte muy importante para la transformación de la educación en el país que pueden realizar las compañías desde sus programas de Responsabilidad Social Corporativa”.

 

Gracias a la labor en conjunto con United Way – Dividendo por Colombia, más de 13.500 niños han mejorado su calidad de vida, a través del programa Nacer Aprendiendo Ambientes Saludables y la iniciativa Agua Limpia para los Niños. En el último año, más de 150 voluntarios fueron movilizados y, a lo largo de nuestra alianza, hemos mejorado la calidad de la educación y los espacios de aprendizaje de más de 175.300 niños y niñas de sectores vulnerables del país.

 

Asimismo, Hábitat para la Humanidad ha trabajado como socio de P&G durante los últimos años para llevar a cabo sus programas de vivienda y colegios dignos con el propósito de que sean aptos para el desarrollo de los niños y niñas del país.