P&G contribuye al desarrollo de la primera infancia



A través de programas e inversión social, la compañía promueve una mejor calidad de vida para los niños del país.

Para comenzar a celebrar sus primeros treinta años y reafirmar su compromiso con la primera infancia, Procter & Gamble (P&G) junto con Dividendo por Colombia – United Way y Hábitat para la Humanidad Colombia – HPHC, llevaron a cabo una jornada de voluntariado en el Centro de Primera Infancia AEIOTÚ de la localidad de Suba, beneficiando a 490 niños y niñas entre los tres meses y los cinco años.

La jornada contó con la participación de los estudiantes del centro, padres de familia, voluntarios de P&G, facilitadores de Dividendo y un grupo logístico y de apoyo de Hábitat para la Humanidad Colombia. Allí, se realizaron mejoramientos a las instalaciones y cerca de cien niños desarrollaron competencias a través de experiencias sensoriales y lúdicas.

Gustavo Castellanos, Gerente General de P&G Colombia, resaltó la importancia de estas acciones y sostuvo que “la compañía quiere celebrar sus primeros treinta años en el país contribuyendo al desarrollo de la primera infancia, a través de programas e inversión social que apunten a ofrecer una mejor calidad de vida a los niños colombianos, brindándoles las herramientas y espacios necesarios para lograrlo”.

Por su parte, Claudia Aparicio, Directora Ejecutiva de la Fundación Dividendo por Colombia, señaló que “en 2017, la Fundación tendrá un foco especial en los proyectos que le apuntan a la primera infancia, y es así como con P&G, socio y aliado de Dividendo, le seguiremos apostando a la educación en edades tempranas, desde la gestión de voluntariado e involucrando diferentes actores con los cuales logremos un proyecto de alto impacto colectivo”, destacó.

Esta brigada es la tercera que se hace en alianza con Hábitat para la Humanidad Colombia y ratifica el compromiso de las tres organizaciones en el fortalecimiento de programas en pro de la infancia colombiana. 

“Esta jornada es la oportunidad para contribuir al apoyo y protección de la primera infancia en el país, este trabajo no sólo permite compartir momentos con las niñas y los niños del centro y embellecer sus aulas educativas, sino que promueve espacios de convivencia pacífica y ambientes adecuados para la niñez, sus familias y la comunidad que los rodea”, concluyó Ingrid Kuhfeldt, Directora Ejecutiva de Hábitat para la Humanidad Colombia.