Empresarios colombianos buscan construir puentes y apoyo en Washington para un diálogo que permita al país superar la crisis




Mostrar una realidad objetiva, sin sesgos ideológicos ni intereses sectoriales. Enriquecer la visión que se tiene de un país que ha luchado por salir adelante, reconocer los rezagos históricos, construir puentes y conseguir apoyo internacional para el dialogo.

  • La visita busca hacer un llamado sobre la vulneración de los derechos de libre movilidad y salud de millones de colombianos afectados por los bloqueos de carreteras que están asfixiando la actividad productiva del país, principal generador de empleo de Colombia.  

Bogotá, 25 de mayo de 2021 (AmCham Colombia).- Una delegación de empresas que tienen negocios desde y con Estados Unidos hará un llamado en diferentes instancias de Washington sobre el impacto que está teniendo el prolongado paro nacional y la vulneración de los derechos de millones de colombianos por cuenta de los bloqueos en las carreteras y las restricciones a la movilidad.

Los empresarios, liderados por la Cámara de Comercio Colombo Americana, AmCham Colombia, tendrán reuniones con representantes del Congreso de Estados Unidos; organizaciones defensoras de derechos humanos; del Departamento de Estado y Centros de Pensamiento que vienen siguiendo de cerca lo que sucede en el país.

“Es importante que Washington tenga una visión de 360 grados sobre los desafíos que estamos viviendo en Colombia y como con los bloqueos de carreteras se están vulnerando los derechos humanos y se afecta el desarrollo empresarial, fuente de empleo formal en el país, clave para la recuperación en tiempos de pandemia y para ayudar a atender las necesidades sociales que tiene el país”, explicó María Claudia Lacouture, directora de AmCham Colombia.

En ese sentido, la delegación empresarial pedirá a todos los actores en Estados Unidos, principal socio comercial de Colombia, un pronunciamiento en contra de los bloqueos de carreteras y en favor por el respeto a los derechos de todos los ciudadanos; que se tenga en cuenta la visión empresarial en el análisis de la coyuntura colombiana y respaldo para que la administración del presidente Joe Biden apoye el proceso de vacunación contra el contra el covid-19, esencial también para la reactivación económica que necesita el país.

Entre el 26 y 28 de mayo los empresarios tendrán reuniones con delegados del Congreso, tanto en Cámara como en Senado; la directora del Wilson Center, Cynthia Arnson; el director para las Américas de Human Right Watch, José Miguel Vivanco; el director del Diálogo Interamericano, Michael Shifter; el Director del Programa de Veeduría de Defensa de WOLA, Adam Isaacson, el director del Centro Latinoaméricano Adrienne Arsht del Atlantic Council y Kevin O´Reilly, subdirector de la oficina de Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado.

La delegación colombiana estará integrada por Juan Pablo Rivera, presidente del Grupo Zona Franca de Bogotá; Carlos Alvarez, experto epidemiólogo; Pedro Estrada, presidente de Compañía de Empaques; Carlos Enrique Cavelier, presidente de Alquería; Mónica Moreno de Lidarit; Pedro Cardona, líder del Sindicato de Compañía de Empaques; Gonzalo Moreno, presidente Fenavi; Jacobo Tovar, presidente Comfandi; Jaime Nino, director para América Latina de AECOM; Paula Uribe, Directora de Asuntos Corporativos para Pepsi Co; Piero Bonadeo, director de asuntos internacionales de AT&T; Paola Buendía, vicepresidente de Andi y María Claudia Lacouture, directora de AmCham Colombia y tiene el apoyo de la Cámara de Comercio de Cali, una de las ciudades más impactadas con el paro.

En la medida que los bloqueos se mantengan se ponen en riesgo los 100 mil empleos que generan las empresas de Estados Unidos en Colombia, además de impactar los negocios entre los dos países.  La alerta la han expresado los propios empresarios que en estudios de la Cámara de Comercio de Cali han reportado que en Cali, el 41,3% de las empresas reportó que no está operando, mientras que el 47,2% lo hace de manera parcial y con usando tan solo el 40% de su capacidad instalada.

Así mismo, el 26,2% de las empresas indicó que redujo el número de trabajadores en abril de 2021 frente al mes anterior y un 27,7% de las empresas dijo tener la intención de disminuir su capacidad instalada o cerrar operaciones.

Para el caso de Bogotá, según la Cámara de Comercio de la ciudad, a finales de abril de 2021, el porcentaje de empresas operando a plena capacidad pasó del 30% en marzo al 8% en abril y el porcentaje de empresas cerradas temporalmente aumentó pasó de 10% en marzo al 22% abril.

A los datos anteriores se suman las complicaciones para que los trabajadores lleguen a sus lugares de trabajo por los bloqueos, saboteos y vandalismo a los sistemas de transporte público o cierres viales ilegales que impiden la libre movilidad ciudadana.